En este apartado queremos mostrar aquellas fotos de momentos históricos o, en algunos casos, anecdóticos, que destacan en la historia de la Hermandad. Hay que resaltar que el archivo fotográfico de nuestra corporación, como el de la mayoría de las Hermandades y entidades isleñas, se basa en el trabajo y buen hacer de muchísimos años y en la herencia dejada a San Fernando por la familia Quijano, a la que nunca los isleños estaremos lo suficientemente agradecidos.

View this photo set on Flickr

 

1736. Según una tradición no documentada, publicada en 1949 por el Padre Ardales, fray Isidoro de Sevilla predica en la Isla de León y regala a los vecinos una imagen de la Divina Pastora que es entronizada en un viejo caserón, donde comienza a recibir la veneración de los fieles.

1781. Fray Diego José de Cádiz, ferviente difusor de la advocación de la Divina Pastora, predica durante la cuaresma en la Real Isla de León, incluyendo en sus peregrinaciones el arsenal de La Carraca.

1782. El 10 de abril de este año se funda la Hermandad de la Divina Pastora en la capilla u oratorio de la casería propiedad de la familia Olea Echezarreta, aprobándose el 14 de mayo de ese mismo año. Entre sus deberes destacan el rezar el rosario diaria y públicamente por las calles, así como sufragar y asistir a los entierros de sus hermanos difuntos.

1782. El canónigo José Muñoz Raso aprueba las constituciones de la Congregación de María santísima con el título de Divina Pastora. En los libros de partidas sacramentales de la Iglesia mayor parroquial comienzan las menciones a funerales y entierros de hermanos de la Divina Pastora.

1789. La Hermandad, presidida por Joaquín Blanco, eleva un memorial al obispo de Cádiz solicitando permiso para construir una capilla propia en terrenos cedidos por el regidor perpetuo de la Isla, Juan de Malpica y Vermolen. El obispo D. José Escalzo concede la licencia preceptiva. El ayuntamiento de la Isla también concede licencia para que se inicie las obras de la capilla de la Divina Pastora. Juan de Malpica otorga una escritura de donación por la que cede una aranzada y media de terrenos de su propiedad a la Hermandad para que edifique una capilla propia.

1789/1793. Construcción de la capilla de la Divina Pastora por obreros del Arsenal de la Carraca que, según la tradición, trabajaban en ella gratis los días festivos.

1793. El nuevo templo de la Divina Pastora es abierto al culto público en la festividad de la Candelaria.

1801. D. Miguel Antonio de Ahedo dispone que el Santísimo Cristo del Buen Viaje de su propiedad, pase tras su fallecimiento a la nueva capilla de la Divina Pastora.

Stmo. Cristo del Buen Viaje 01

Carta de Hermandad con las Madres Capuchinas (1994).

En 1994 se firmó carta de Hermandad con las Madres Clarisas Capuchinas, siendo Hermano Mayor don Antonio Sánchez Aguilera.

01. 1994 - Carta de Hermandad con Madres Capuchinas

1789               D. Joaquín Blanco Maldonado.

1790-1795       D. José González de Leiba.

1796-1826       --

1827-1847       Presbítero don Francisco García García, Presidente-Capellán.

1848                D. José Antonio de Ory Zúñiga.

1849-1852       D. Andrés de Carranza Zubiría.

1867-1898       Presbítero don Ramón Olivera Rosa, Presidente-Capellán.

1900-1901       D. Juan de Sarriá Herrera.

1903-1904       D. Juan de Sarriá Herrera.

1906-1907       D. Juan de Sarriá Herrera.

1915-1917       D. Antonio Chacón López.

1918                D. Antonio Chacón López.

1918-1919       D. José Martínez Rodríguez.

1921-1922       D. José Martínez Rodríguez.

1923-1930       D. Pedro González de la Torre y del Río.

1930-1934       D. Miguel Matute Valls.

1935-1936       D. Gaspar Fernández de León.

1936                Excmo. Sr. General don Manuel Feria Tréllez (Hermano Mayor interino).

1936-1941       D. Pedro González de la Torre y del Río.

1941-1946       D. Juan Uceda Sánchez.

1946-1956       D. José Rafael Matute Rendón.

1956-1966       D. Francisco Escudier Granera.

1966-1974       Rvdo. Padre don José María Arenas Gil, Presidente-Capellán.

1974-1977       D. Antonio Padilla Gurría (Presidente JUVENPAS).

1977-1978       D. José Ramón Carrera Bugatto (Presidente JUVENPAS).

1978-1980       D. Francisco J. Cepero Benítez (Presidente JUVENPAS).

1980-1985       D. Antonio Luque Márquez (Presidente JUVENPAS).

1985-1987       D. Antonio Luque Márquez.

1987-1996       D. Antonio Sánchez Aguilera.

1996-2005       D. Luis Jorge Collada Gallego.

2005-2013       D. Rafael Verdugo García.

2013-              D. Juan José Romero Ruiz.

View this photo set on Flickr

Iglesia de la Divina Pastora. 

1. Historia.

La capilla o ermita de la Divina Pastora fue edificada a partir de 1789 por la Hermandad de esta advocación, fundada siete años antes en el oratorio de la casería de los Olea, si bien los orígenes del culto a la Divina Pastora datan de 1736 cuando Fray Isidoro de Sevilla lo trajo a la entonces Real villa de la Isla de León. El templo fue concebido para dar digno cobijo a su nueva y venerada imagen Titular. Una junta de oficiales valiente y llena de fervor asumió las dificultades de todo tipo que entrañaba la edificación de una capilla nueva. Los terrenos (una aranzada y media) fueron donados sub conditione por la antigua familia de los Malpica, que poseía varias parcelas en el barrio situado a espaldas del castillo. La empresa de la construcción de un nuevo templo demuestra a todas luces que la Hermandad de la Divina Pastora vivía entonces una etapa de progresivo florecimiento y que era lo suficientemente fuerte como para afrontar un reto de esa naturaleza.

"Como secretario que soy de esta Hermandad de la Divina Pastora, de esta Villa de la Real Isla de León, certifico que en siete de junio de mil setecientos ochenta y nueve, habiendo juntado los oficiales y vocales de dicha Hermandad para celebrar Cavildo particular que presidió el Sr. D. Josef Monzón, Teniente de cura de la Iglesia de esta Villa, se propuso por el Hermano Mayor D. Joaquín Blanco Maldonado, como el Señor D. Juan de Malpica, Regidor perpétuo de este pueblo, determinara hacer donación en tierra de su propiedad de un terreno suficiente para construir una capilla a nuestra titular y que por esto la Hermandad se debería obligar a mandar decir veinti cinco Misas rezadas por las intenciones de dicho señor, lo que se aprobó por los hermanos y se nombraron para este efecto cuatro diputados que fueron D Juan Martinez, D. Pedro Segovia, D. Juan Gautier y D Josef Gutierrez, a quienes dieron plena facultad para tratar y escriturar con el citado Sr. Malpica, el terreno que cede, como asimismo para la dirección de la obra de la citada capilla, de lo que doy fe como secretario de la referida Hermandad. Real Isla de León a diez de julio de mil setecientos ochenta y nueve. Josef Martínez y Rosado."

La iglesia de la Divina Pastora se construyó ex profeso para dar culto en ella a la imagen mariana titular de la corporación, es decir, fue levantada con intenciones particulares: por una hermandad y para una hermandad. De no haber existido la Hermandad de la Divina Pastora y la emergente devoción a la imagen Titular, quizá no hubiera sido construida la iglesia. Otro asunto es que el Obispado concediese licencia para su construcción por juzgar su emplazamiento necesario y oportuno para los fines pastorales del vicariato isleño.

01- Plano de los terrenos de la iglesia 1733

Historia de nuestra Hermandad.

1. Origen de la Hermandad

La Hermandad de la Divina Pastora, como tal corporación, se fundó en la Isla de León el 10 de abril del año 1782, en la capilla de la casería principal propiedad de don Domingo de Olea en la, por entonces, calle de las Pitas, actual calle Hernán Cortés, en torno a una imagen que en ella se veneraba, siendo aprobadas sus primeras constituciones el 14 de mayo de ese mismo año por la autoridad eclesiástica.

La fundación sucedió en una época, fines del reinado de Carlos III, que en la Real Isla de León se caracterizó por el notable crecimiento demográfico y por el auge socioeconómico, motivados tanto por la formación del primer Ayuntamiento independiente en 1766, como, sobre todo, por el traslado del Departamento Marítimo desde Cádiz y el establecimiento de sus dependencias aquí a partir de 1769.

Ello supuso, entre otras cosas, una ampliación de las instalaciones del Arsenal de La Carraca, así como la concepción, diseño y demás preparativos conducentes a la construcción de la Población Naval de San Carlos. Lo cual también coadyuvó a que las zonas nordeste y noroeste de la Isla, las más cercanas a estas dependencias militares, fueran poblándose del mucho personal que trabajaba en ellas y adquiriendo su fisonomía actual, modelada por las edificaciones que se iban levantando sobre terrenos dados a censo por grandes propietarios urbanos. Precisamente, el citado Domingo de Olea, vizcaíno natural de Durango, vecino y del comercio de Cádiz, fue uno de los más importantes censualistas de la Isla de León.

La Iglesia gaditana se encontró de este modo con la necesidad de proporcionar asistencia espiritual a los numerosos fieles, principalmente operarios de las instalaciones militares, que habitaban los nuevos y populosos barrios que se iban formando en la Isla de León. Probablemente se estimó que la fundación de una Hermandad era la mejor forma de encuadramiento espiritual y social para un nuevo barrio.